divendres, 7 de novembre de 2008

CONFLICTO DE CNT CON LA EMPRESA PROCANT Y PINPRONOR


Despido de los trabajadores que secundaron la huelga

Ya el viernes empezaron a llegar a los compañeros de dichas empresas burofaxes informando del despido de trabajadores. No sabemos a qué juega este "empresario". Un chapuzas, un irresponsable y un dictador. No sabe cómo llevar una empresa, se pasa los derechos de los trabajadores por el forro. Y cuando los trabajadores luchan, los elimina, como si de un señor feudal se tratara, y como unos villanos insignificantes fueran sus trabajadores.

Así llegamos al lunes.

Ya sabíamos, según lo comentado por nuestros compañeros, que los promotores dijeron que no dejarían entrar a las obras a la gente que secundara la huelga. Ya el día de huelga hicimos denuncias a la Inspección de Trabajo. En alguna obra tuvimos que llamar a la Guardia Civil. Hasta en una que hay en el pueblo de Mogro, un compañeros, miembro del Comité de Huelga, fue sacado de la obra a la fuerza.

Estos empresarios se piensan que ellos tiene todos los derechos y nosotros, los trabajadores, todas las obligaciones. Están muy equivocados estos "señoritos".

De entrada, el lunes, quedamos con un inspector de Trabajo en una obra de Mogro. La misma donde echaron al compañero del comité de huelga. El inspector vió a los compañeros fuera de la obra. Le contamos la situación. La amenaza de que si los compañeros que hicieran huelga, se les impediría el acceso a la obra. El puesto de gruista, miembro del Comigé de Huelga, ocupado por otra persona, y un largo etcétera. Entró e hizo la inspección. Encontró numerosas deficiencias en la misma y el encargado de la obra, miembro de Pinpornor afirmó lo ocurrido el día de huelga.

Mientras esperábamos a que saliera el inspector, nos enteramos de la misma situación en otra obra de Santillama del Mar. Allí fué otro compañero. El resto, esperamos a que terminara el inspector y contarle lo ocurrido en la otra obra. A lo que nos dijo que le indicáramos dónde estaba dicha obra. Le llevamos a ella e hizo otra inspección. El encargado corroboró lo ocurrido el día de huelga, y volvió a encontrar deficiencias en la obra. Ya se encargó un compañero de los que estaban en ella de indicarle todo lo que al éste se le pasaba.

Resaltar la gran labor del inspector de trabajo, que aún solo denunciando en una obra, fue a hacer otra inspección a otra sin haber denuncia (denuncia que pusimos al día siguiente).

Está claro que los derechos fundamentales, de huelga y de libre sindicación, han sido vulnerados por estos, cómo llamarlos, personajes. Ya no solo de Ricardito Castañeda Cuevas, si no por los promotores de estas obras, que se creen los dueños y señores de la gente por el mero hecho de tener dinero. Pues decirles a estos "humanos", que han dado con un hueso muy duro.

Vamos a contar a todo el mundo cómo actua esta gente. Que se pasan la Constitución Española por el forro. Que se piensan que las normas no van con ellos y que pueden hacer lo que les plazca.


CNT en marcha, CNT en lucha